Punto Banco

Bono de bienvenida hasta 1.000€

¡Solicita Ahora!

Dentro de los juegos de casinos tanto online como físicos, hay una amplia selección de juegos que resaltante que atrae a todo tipo de jugadores. Los jugadores fieles saben a qué juego acudir si quieren pasar horas entretenidos y apostando en nombre del azar. Entre esos juegos está el blackjack y la ruleta, pero también está otro título que ha prevalecido por compartir una característica emocionante: el punto banco. El punto banco es otro de esos juegos en donde el jugador y la banca se enfrentan. Y en este juego, así como en muchos otros, y como ya se ha dicho, no hay estrategia perfecta para ganar. Sí, pueden seguirse ciertos pasos, ciertos movimientos para ganar, pero el azar, aquí, lo es todo. Este juego, hay que decirlo, tiene similitudes con el blackjack, el cual es bastante conocido en todo el mundo. El punto banco, por otra parte, también es bastante conocido en distintas partes del mundo e incluso pudo haber salido en una que otra película de detectives, o con el escenario de un casino. También, hay que mencionar que es un juego al cual le han cambiado el nombre muchas veces, en distintas partes del mundo. Pero, lo que hay que recordar y lo más importante de todo esto, es que la reglas siguen siendo las mismas.

Reglas

Una característica excelente de un buen juego es la simplicidad de sus reglas; jugar al punto banco es bastante sencillo. Pues, como es un juego de azar, más allá de cualquier estrategia, el azar dirigirá el curso de los eventos. Las reglas son muy fáciles de aprender. Los fanáticos del juego no deben pertenecer exclusivamente a un círculo social y laboral para jugarlo; pueden pertenecer a cualquiera y pueden jugarlo en cualquier casino, desde el más pequeño hasta el más grande, así como los casinos en línea. A diferencia del blackjack, en donde se llegaba a 21, sin exceder ese número, el objetivo en el punto banco es llegar al número nueve o un número cercano a ese y ver si la banca y el jugador empatan. Antes que nada, primero se repartirán dos cartas las cuales se sacarán de una pila de ocho barajas las cuales se deberán mezclar con antelación. Las cartas deben mezclarse antes de que empiece cada partida. En caso de que se saque 10 puntos o más, 10 puntos se restarán del primer valor y este resultado será el valor real de la mano. Cuando el juego inicia, se repartirán dos cartas las cuales deberán permanecer boca abajo y otras dos cartas a la banca las cuales también deberán estar boca abajo. Podría repartirse una tercera carta tanto al jugador o a la banca, incluso a ambos pero esto dependerá de la regla para la repartición de la tercera carta. Además, con un número a alcanzar tan bajo, como lo es un número nueve, es un riesgo sacar otra carta. Hay que mencionar también, que los jugadores no tienen ninguna influencia en sí mismos, esto quiere decir que habrá un sentido de solidaridad mucho más grande entre jugadores que el que podría existir en otros juegos de casino.

Como jugar

Para saber cómo jugar al punto banco primero debemos conocer algunas cosas del mismo juego, como el valor de las cartas. Todos los ases valen un punto, y las cartas del 2 al 9 tienen el mismo valor. Pero, la del 10 y la J, Q, K, se contarán como cero. Una observación que se hizo anteriormente, consiste en que si el valor de las dos cartas pasa de 10, a este valor se le restará 10 y ese será el valor real de la mano. Es decir, que si sacamos un 13, a 13 le restaremos 10 y nos quedaremos con 3. Entonces, el valor real de la mano no será 13, sino 3. Ahora, sabiendo que es un valor tan bajo al que debe acercarse, no siempre se podrá acudir a una tercera carta. Si el jugador tiene cinco puntos con su mano inicial, podrá recibir una tercera carta, si tiene 7 puntos tendrá que plantarse, pero si tiene 8 o 9 puntos no podrá pedir ninguna otra carta. Las reglas para la banca son prácticamente las mismas, excepto que la banca no podrá pedir otra carta cuando tenga ya siete puntos. Hay, además, otra regla importante que ambos, jugador y banca deben considerar, y esa es que si ambos tienen ocho o nueve puntos, no pueden pedir más cartas, deben plantarse.

Pasos

Se debe elegir el valor de la ficha en la izquierda. El juego empieza y se hace la apuesta en la zona de la banca para apuestas o en una zona llamada “empate”. Algo importante para tener en consideración es el hecho de que no se puede iniciar el juego sin una apuesta y se deben pagar con el saldo de la cuenta del juego. Después se tendrán dos opciones. Se podrá cancelar el juego si deseas modificar la apuesta o puedes repartir para iniciar el juego. Cuando se inicie el juego, dos cartas boca arriba se reparten tanto al jugador como a la banca, y de acuerdo a la función de la mano, se podrá pedir una tercera carta basándose en las reglas para la tercera carta ya mencionada. Siempre se puede volver para ver la mano de la banca y si ambos tienen lo mismo, pues empatan. Y si no apostaste en “empate”, la apuesta inicial la tendrá de nuevo. Al final del juego, la ganancia se añadirá al saldo. Como se ve, el punto banco es un juego bastante sencillo, los pasos son muy fáciles e inmejorables, un juego para que todos los que se inicien en el mundo de los juegos de casino puedan vivir una experiencia inolvidable.

Paquete de Bienvenida 600€

¡Solicita Ahora!