¿Cómo jugar al blackjack?

Bono de bienvenida del 100% hasta 1.000€

¡Solicita Ahora!

El blackjack se ha convertido en uno de los entretenimientos más populares entre los juegos de mesa. ¡Y no solo! A medida que la tecnología ha ido avanzando a pasos agigantados, los juegos se han virtualizado y se han adaptado a los nuevos tiempos para hacer más emocionante los momentos de ocio. El blackjack en línea, así como otros juegos y slots online, te ofrece la posibilidad de pasar un buen rato sin tener que moverte del salón de tu casa o desde la comodidad del sitio en el que te encuentres en ese momento.

Además, este juego, tradicionalmente ligado a los casinos en vivo cara a cara con un crupier, se está convirtiendo rápidamente en una opción muy valorada por los jugadores en línea. La emoción y la velocidad del juego sin tener que arriesgar demasiado ofrece a los jugadores la oportunidad de jugar un juego tradicional de referencia.

¿Cuáles son los orígenes del blackjack?

Antes de ser conocido como blackjack, el juego «veintiuno» se popularizó en toda Europa Occidental a finales del siglo XV. Con la introducción del «veintiuno» en Estados Unidos, las casas de apuestas empezaron a ofrecer bonos a los jugadores, y así aumentar el interés en el juego, siendo un bono un pago de diez a uno si la mano de los jugadores contaba con el as de picas y una jota negra (ya fuera la jota de bastos o la de picas). Esta mano llegó a ser conocida como «blackjack», de ahí el nombre que hoy en día representa al pasatiempo.

¿Qué es el blackjack online?

De ser uno de los juegos más populares de los casinos en vivo, el blackjack ha sufrido una transición al mundo de las apuestas en línea. Sin embargo, esto no ha impedido que siga siendo uno de los juegos de mesa preferidos por los usuarios. Las diferentes versiones de este juego, incluido el blackjack multiplayer, involucrando a más de un jugador frente a la banca, solo ha incrementado su popularidad. Además, con la esperanza de que los jugadores se aficionen a este juego de ritmo rápido, se ha creado un software en línea para permitir que estos disfruten sin tener que pagar dinero.

¿Cuáles son las reglas del blackjack?

Si no tenemos en cuenta la versión modernizada del blackjack multiplayer, debemos saber que el blackjack clásico se inicia entre el jugador y el crupier, cada uno de los cuales recibe dos cartas. El jugador mantiene ambas cartas boca abajo, mientras que el crupier tiene una de sus cartas boca arriba.

El objetivo final de este juego es obtener una mejor mano que la del crupier, consiguiendo el número 21 o acercándose lo más posible a 21 sin pasarse (22 o más). Teniendo en cuenta la suma total de las dos cartas que se les han dado, los jugadores deben tomar una decisión sobre su siguiente jugada, ya sea para mantener lo que tienen o arriesgarse a recibir una tercera carta con la esperanza de no superar los 21 puntos. El as se cuenta como uno u once, mientras que las cartas reales (rey, reina, jota) se cuentan como diez y todas las demás cartas se cuentan por su valor nominal (es decir, el 5 vale 5, el 6 vale 6, y así sucesivamente).

Opciones en el blackjack

Doble

Los jugadores pueden doblar la apuesta después de ver sus dos primeras cartas. Solo se puede pedir una carta adicional. Esta opción dobla automáticamente la apuesta inicial y la banca le repartirá al jugador una tercera carta boca arriba. Solo es posible doblar la apuesta después de recibir las dos primeras cartas o después de dividir la jugada.

Corte

Si las dos primeras cartas son del mismo valor, entonces el jugador puede dividir su mano en dos manos diferentes. El jugador puede entonces jugar con dos manos diferentes y pedir tantas cartas como quiera, siempre que el total no supere los 21 puntos.

Seguro

Puedes realizar esta apuesta si la banca tiene un as boca arriba. El jugador puede apostar la mitad del importe inicial si el crupier muestra una mano con un 10 o una carta de figura, así como un as. Si el crupier consigue un blackjack, tendrás unas posibilidades de ganar de 2:1. Esta jugada es totalmente independiente de la otra mano, que podrás seguir jugando normalmente.

Plantarse

Cuando el crupier y el jugador tienen los mismos puntos en las cartas, se produce un empate. En caso de producirse un empate, no hay perdedor y se le devuelve al jugador el importe de su apuesta inicial.

Paquete de Bienvenida 600€

¡Solicita Ahora!